jueves, 16 de julio de 2009

Reconocimientos



[...] reconocemos el amor como el súmmum de la unión de la locura y la sabiduría, es decir, que, en el amor, sabiduría y locura no sólo son inseparables sino que se generan la una a la otra. Reconocemos la poesía no sólo como modo de expresión literaria, sino como el llamado estado segundo, que nos viene de la participación, el fervor, el deslumbramiento, la comunión, la embriaguez, la exaltación y, por supuesto, del amor, que contiene en sí mismo todas las expresiones del estado segundo. La poesía es liberación del mito y la razón pero sigue llevando en sí misma su unión. El estado poético nos transporta a través de la locura y la sabiduría más allá de la locura y la sabiduría.

Edgar Morin: Amor, poesía y sabiduría, Barcelona: Seix Barral, 2001.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Enric,soy tu brother.

He quedado entusiasmado de lo que
has escrito del libro de Edgar Morin.

Lo que más me ha impactado es el
llamado estado segundo.

Me interesa conocer el camino para entrar en dicho estado, ya que estoy bastante cansado de estar en
el llamado estado primero.

Saludos

enric batiste dijo...

¡Ay, ay, ay, my dear brother! Me temo que el estado segundo es personal e instranferible para cada persona; cada uno es cada cual y ha de descubrir, inventar, reinventar su estado segundo, o tercero, o de múltiple dimensión...