lunes, 31 de octubre de 2011

Epigrama 11. Paradoja del caminante...



No esperar a saber lo que te espera
para ponerte el mundo por montera... 

8 comentarios:

Elvira dijo...

Si solo avanzásemos cuando supiéramos lo que nos espera, casi nunca nos moveríamos.

Un beso

Rayuela dijo...

pesa mucho el mundo...


beso*

Montse dijo...

Estoy con las dos, el mundo pesa tanto que si no nos liberamos de la preocupación de pensar en el mañana, no avanzaríamos nunca.
Caminante no hay camino, se hace camino al andar...

Isabel dijo...

Yo prefiero ponerme el mundo por montera sin esperar a saber lo que me espera.

Aquí me quedaré... dijo...

Digo exactamente las mismas palabras que Isa.

Besos

Laura Uve dijo...

Qué hermosa paradoja has construido, cómo me gusta esa expresión de ponerse el mundo por montera... cuando lo haces es que lo tienes tan claro que todo te importa un pito ¿o no?

Besos!!

Olga i Carles (http://bellesaharmonia.blogspot.com dijo...

Y así la sorpresa llegar...



Gràcies.

Alice vio la luna... dijo...

A eso se le llama valentía.